7 cosas que quizá no sepas de Guillermo Gorostiza

Ciudad del Fútbol 15 Feb 2015
Guillermo Gorostiza (1909-1966) nació tal día como hoy (15 de febrero). Es considerado como uno de los mejores extremos izquierda que ha tenido el fútbol español. Saltó a la fama en el Athletic y fue 15 veces internacional

Gorostiza tuvo una vida apasionante, aventurera y con un final infeliz tras una vida en la gloria.

1-. ¿Sabes con qué sobrenombre se conocía a Gorostiza?
 
Por la velocidad que le caracterizaba se ganó el apodo de “Bala Roja”.
 
En ese sentido, el presidente valencianista Luis Casanova le regaló una pitillera de plata, que conservó toda la vida, incluso cuando estuvo sumido en la pobreza, con esta inscripción: "Al mejor extremo izquierdo del mundo de todos los tiempos".
 
2-. No solo veloz, también era un gran goleador
 
Fue dos veces el máximo anotador de la Liga (1930 y 1932). Marcó 178 goles tras jugar en el Arenas, Racing de Ferrol, Athletic de Bilbao, Valencia, Baracaldo y Logroñés. 
 
Formó parte de dos delanteras míticas. En los 30 la del Athletic al lado de Iragorri, Bata, Chirri y Unamuno
 
Y en los 40 la del Valencia, la llamada “delantera eléctrica” junto con Epi, Amadeo, Mundo y Asensi.
 
 
3-. Estuvo en el Mundial de Italia de 1934
 
Alfredo Relaño, director del diario As, señala que “fue estrella de la Selección Nacional, un equipo formidable en la época, que en el Mundial de 1934 vivió la aventura del doble partido (eliminatoria y desempate) ante la Italia de Mussolini, el equipo local. Gorostiza fue uno de los siete lesionados del primer partido que no pudieron jugar el segundo”.
 
4-. Combatió en la Guerra Civil
 
Se enroló en el Tercio Requeté Ortiz de Zárate, donde participó en acciones de guerra en el frente de Teruel.
 
5-. Siguió jugando durante la Guerra Civil
 
Disputó algunos partidos en beneficio de las tropas, como el que se celebró el 7 de diciembre de 1938 con la participación de Ciriaco, Quincoces o Ricardo Zamora.  
 
6-. Fue un gran jugador que no acabó bien sus últimos años
 
Sus años de gloria llegaron a su fin en los años 40 tras volver a brillar en el Valencia.
 
Su compañero en ese equipo, Vicente Asensi, le describía así: “Le pegaba al vino o al coñac. Era una especie de droga para él. No lo podía evitar. Más noble y mejor persona, imposible; pero tenía que beber”.
 
7-. Una película recordó en los 60 su grandeza y posterior decadencia
 
El director de cine, Manuel Summers, le recordó en su película “Los juguetes rotos”, cuando ya todo el mundo le había olvidado y se encontraba recluido en un asilo.
 
En esa película Summers decía entre otras cosas: “Hoy, en un viejo libro de texto, he vuelto a encontrar un cromo tuyo de los que entonces, cuando niño, tenía repetido. Porque éste eres tú, Guillermo Gorostiza, “Bala Roja”. Y ya..., ni me acordaba de ti. Perdóname. Por eso me he preguntado, ¿dónde estás?, y he salido a buscarte. Hasta he ido a una agencia de información y he pedido algunas fotografías tuyas. Sólo tenían tres y, las que tienen, son de las que yo tenía repetidas, de cuando tú jugabas al fútbol. Y me han dicho que sólo las tienen por si algún día te mueres. Ahora que puedo, quiero hacer una película contigo. Una película tuya”.