7 datos del estadio que albergará el España - Argentina

Ciudad del Fútbol 11 Feb 2018
¿Qué capacidad tiene? ¿Con qué materiales se realizó su construcción? ¿Respeta el medioambiente? Te contestamos estas preguntas sobre el estadio Wanda Metropolitano, próximo escenario del fútbol de la selección española

68.000

La capacidad aproximada del nuevo estadio, el 96% a cubierto. El espacio entre filas, la ubicación de las bocanas y accesos, además de la ordenación del tráfico dentro del complejo deportivo, garantizan la máxima seguridad a los espectadores.

Hormigón

El Wanda Metropolitano es un edificio de material único, el hormigón, que es el responsable no solo de la estructura portante del edificio, sino también de la forma final del mismo, sobre el cual se apoya una cubierta ligera, que corona el edificio con gran elemento homogeneizador. 

46.500

Metros cuadrados de superficie de fibra de vidrio y Politetrafluoroetileno que se sitúa a una cota máxima de 57 metros sobre el terreno de juego. Así es la cubierta del Metropolitano.

LED

El estadio del Club Atlético de Madrid cuenta con un ribbon board 360º de la marca LG, patrocinadora de la selección española, único en los estadios de fútbol de nuestro país. Esta maravilla audiovisual cuenta con 530 metros cuadrados de pantallas LED entre la grada baja y media para ofrecer contenidos a los aficionados. 

Fachada del Wanda Metropolitano

Sostenible 

El diseño del complejo ha tenido muy en cuenta el ahorro de energía y el respeto al medioambiente. El diseño de las instalaciones contribuye a la mejora de la eficiencia energética y a la reducción de las emisiones de CO2 mediante el empleo de iluminación con tecnología LED, la optimización de la instalación de climatización y el aprovechamiento de la energía solar en la producción de agua caliente sanitaria. 

5.89

Los metros que separan al aficionado del terreno de juego. El punto más próximo a la línea de cal está en el córner noroeste dónde el graderío se sitúa a menos de 6 metros del verde.

Estructura 

Tiene la particularidad de que no es horizontal sino que tiene diferentes alturas lo que da lugar a un formato de ola, muy icónico y espectacular. La cubierta de cables tensados y membranas de teflón se asienta sobre el conjunto de graderíos como si de un gran manto se tratara dotando de unidad a la intervención.