CRÓNICA | España llega a la final por la puerta grande

Gondomar (Portugal) 15 Feb 2019
Eidan Rubio
Aplasta a Rusia con una exhibición en todos los sentidos: fue un equipo sólido, mandón y demoledor en defensa y ataque (0-5)

Por la puerta grande. Así ha entrado España en la final del primer Europeo de fútbol sala femenino de la historia. No dio opción a Rusia, que lo fió todo a un partido a su defensa. La Selección fue un bloque demoledor: sólida, mandona y con una eficacia tremenda en ambos áreas. El 0-5 reflejó su absoluta superioridad. Jugará contra Portugal. El duelo ibérico para el domingo está servido.

España cogió el toro por los cuernos desde el principio. Se encontró con el partido que esperaba. Rusia se parapetó en torno a su área y, sin arriesgar lo más mínimo, esperó algún error de las de Clàudia Pons. No lo hubo. Con una categoría tremenda, para nada asustadas ante el escenario, fueron picando piedra para derribar el muro ruso.

Anita Luján fue tirando del carro poco desbordando clase. Su manera de conducir la pelota y fijar a las rivales impactó en Gondomar. Consu, en un mano a mano con Ivanova, dio el primer aviso. La primera gran ocasión no llegó hasta el minuto 13, cuando Berta llegó hasta la línea de fondo y dio un pase atrás letal a Amelia, que mandó arriba el esférico con todo a su favor.

Rusia jugó a que España fallase y sucedió todo lo contrario. Las de Cláudia Pons mandaron con la pelota y encontraron tres vías de agua para ir sumando goles

Si Rusia esperaba el fallo de España, sucedió lo contrario. En un error mayúsculo, las de Evgenii Kuzmin dejaron una vía de agua abierta a Ampi en una de las contadas ocasiones en que pudo correr en la primera parte y metió un balón en el área. Vanessa Sotelo, la máxima artillera de la competición, no perdonó. MInuto 17 y se abría el cielo. Había ya otro partido y más aún cuando en el último minuto de la primera mitad, otra entrada por la izquierda causó el pánico ruso. La presencia de Amelia a un centro de Anita Luján intimidó a Krupina, que metió la pelota en propia puerta.

La segunda parte empezó con Rusia muy acelerada. Berta rozó el tercero tras un jugadón de Anita Luján y llegaría un minuto después en una acción de pillería de Mayte Mateo, que sacó rápido una banda que Rusia creía a su favor para servir en bandeja a Luci la sentencia. A partir de ahí, cada salida con espacios de España incendiaba a Rusia. Un jugadón entre Consu, Mayte y Amelia puso el 0-4 en el luminoso de Gondomar. Quedaba partido, pero había que reservar energías pensando en la final.

Si alguien podía marcar de nuevo, fue España. Silvia podía haberse ido a cantar unos fados, su defensa era impenetrable. Luci quiso ser artista y se picó una vaselina que no entró por una parada de Ivanova y hasta Clàudia Pons permitió jugar a la portera Marta Balbuena. Kuzmin vio a España tan superior que se ahorró una derrota mayor. No utilizó el juego de cinco. Irene Samper marcó el quinto y último por ir a por uvas arriba. Salió todo a pedir de boca. España tiene un equipazo y ya busca el título.

 

FICHA TÉCNICA
RUSIA:
Alineación: Ivanova, Chernova, Krupina, Olkova y Durandina (quinteto inicial)

También jugaron: Nikitina, Semenova, Alemaikina, Samorodova, Danilova, Filisova, Korzhova y Surnina. No utilizada: Lebedeva. 

Entrenador: Evgenii Kuzmin
ESPAÑA:
Alineación: Silvia, Isa García, Ampi, Peque y Consu (quinteto inicial)

También jugaron: Vanessa Sotelo, Mayte Mateo, Anita Luján, Berta, Irene Samper, Amelia Romero, Noelia Montoro, Luci y Marta Balbuena

Entrenadora: Clàudia Pons
0-1. M. 17. Vanessa Sotelo
0-2. M. 19. Krupina (propia puerta)
0-3. M. 23. Luci
0-4. M. 26. Amelia
0-5. M. 38. Irene
Gelareh Nazemideylami y Zari Fathi (Irán)
Semifinal del I Europeo de Fútbol Sala Femenino
Pabellón Multiusos de Gondomar